Novedades importantes en el PGC (IX): el impuesto sobre beneficios

Hola nuevamente. Esta foto me la hicieron en los Museos Vaticanos. Si algo tenemos que agradecer a libros como «Ángeles y Demonios» o «El Código da Vinci» de Dan Brown, es que cuando pisas uno de los lugares citados en estas obras te sientes como parte de una aventura…la literatura mola.
En el impuesto sobre sociedades concebido en el nuevo PGC 2008 tenemos que diferenciar entre el gastos y activos/pasivos por impuesto corriente y el gasto y activos/pasivos por impuesto diferido.
El impuesto corriente es la cantidad que satisface la empresa como consecuencia de las liquidaciones fiscales del impuesto o impuestos sobre el beneficio relativas a un ejercicio.
Por el contrario, el impuesto diferido resulta de las diferencias temporarias, que son aquéllas derivadas de la diferente valoración, contable y fiscal, atribuida a los activos, pasivos y determinados instrumentos de patrimonio de la empresa, en la medida en que tengan incidencia en la carga fiscal futura.
Es importante saber que las diferencias temporarias proceden de las diferencias temporales y otro casos (más extraños en el devenir corriente de la empresa) derivados de:
  • Ingresos y gastos registrados directamente en el patrimonio neto que no se computan en la base imponible, incluidas las variaciones de valor de los activos y pasivos, siempre que dichas variaciones difieran de las atribuidas a efectos fiscales;
  • En una combinación de negocios, cuando los elementos patrimoniales se registran por un valor contable que difiere del valor atribuido a efectos fiscales; y
  • En el reconocimiento inicial de un elemento, que no proceda de una combinación de negocios, si su valor contable difiere del atribuido a efectos fiscales.
Finalmente, si os quereis enterar bien bien pero que bien de cómo funciona la nueva contabilización del impuesto sobre beneficios, es obligada la lectura del artículo «La contabilización del Impuesto sobre Sociedades según el Borrador del nuevo Plan General de Contabilidad» de los prestigiosos profesores Ramón García-Olmedo Domínguez y Enrique Corona Romero, que se publica en la revista Técnica Contable en los meses de noviembre y diciembre. Os juro que es, como se dice vulgarmente, «canela en rama».
Saludos desde Granada,
Manolo Rejón
Leer más

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.